Greensisters-veryme.blogspot.com

29 abril 2014

Los zapatos feos


       Hay muchos, y ahora mismo los que están en el punto de mira son las sandalias Birkenstock. Ya hace tiempo que se llevaron a la calle y hemos de decir que nos recuerdan a esas sandalias que llevan los americanos muy  muy pasados de kilos. Al igual que los leggings, son una tendencia muy peligrosa; deberían venir con una etiqueta, con letras bien grandes, advirtiendo del peligro que supone su utilización. ¿Qué diríais si de repente, por todos lados, resucitasen los calcetines blancos con los pantalones tobilleros? Uumm ....., habría que pensarlo, por lo menos, un par de veces antes de lanzarse a la tendencia, o deberíamos decir aventura, ¿verdad?













   Continuar leyendo .....
  

  A nadie se le ocurriría salvo que tuviese un trabajo creativo aparecer con cualquiera de estas dos tendencias en la oficina para una reunión de trabajo.  Tanto la tendencia real que nos parece menos alocada porque ya ha llegado a la calle, como la tendencia que quizá algún día resucite como lo más cool,  la de los calcetines blancos, no son más que eso y todo depende de la ocasión en la que se luzca. Si te vas de vacaciones a Vietnam, estás de vacaciones en la playa, tan ricamente en tu casa, sales del spa o de hacerte la pedicura a buen seguro es una buena opción escoger unas Birkenstock.
NOTA: Recordad que es imprescindible una pedicura perfecta, una limpieza escrupulosa y aún así la utilización de las mismas supone incurrir en zona de Alto Voltaje.

Garancé Doré se auto-convence


     Si tu religión es "lo absurdo es cool" y "la moda está para divertirse" adelante, no te cortes, ahora bien, más allá de lo estético está lo higiénico y después de pasear todo el día por la ciudad no creo que resulte muy agradable encontrarte a la hora de comer , con los pies descubiertos y llenos de polvo. También eran muy cool unas Havainas  para salir a la calle a cualquier hora del día en plena ciudad y seguro que este verano volveremos a verlas o, a sufrirlas, porque ¿quién no se ha encontrado con la situación descrita en la terraza de cualquier ciudad? Como diría nuestro paisano Josemi Rodríguez Sieiro "¡que ordinariez!". Nosotras lo suscribimos, a no ser, que te encuentres en la terraza de una piscina o en el chiringuito de la playa.

Horror cool, momento "no puedo más con mis tacones" (¿no es más sano llevar en el bolso unas bailarinas que cargar con unas d estas?) o porque yo lo valgo! Lo que es cool hoy es, en ocasones,  igual de freaky que lo fue en su momento.  A buen seguro entrarías sin problemas en el Café de la Paix pero sigue siendo lo que es, freaky, no?

    No es una cuestión de tendencia si o no, es una cuestión de educación. Siempre, por eso, cuando en algunos restaurantes figura una advertencia a su entrada de "no se admite la entrada con camiseta de tiras, bañadores o chanclas" siempre pensamos lo mismo; ¿es necesario que lo adviertan? Si es sentido común!! Y va, y resulta que hora como el New York todas las modelos las llevan para ir de casting a casting y en París hasta las más cool las han convertido en imprescindible excentricidad  (Phoebe Philo en su show abrió la veda) .......;  ¿tienen permitido el paso?



Gacias a nuestra amiga Lola por hacer que nos planteemos tanto las Birkenstock como tantas otras felices ideas de la industria de la moda. 

     A continuación una galería de ocasiones en las que estas sandalias salen a la calle, unas veces con razón y otras ......, sin ella. Para bajar de los tacones, para dar un paseo por la playa, ¿para salir vestida de oficina? ......





No hay comentarios:

Publicar un comentario